Translate

Tuesday, December 23, 2008

Convocatorias ll



IV Certamen Literario de Relato Corto “Revista Digital I.E.S. Ventura Morón”31 de marzo de 2009 1. Podrán participar cuantos autores y autoras que lo deseen, con una sola obra, en castellano, inéditas y no premiadas en otros certámenes. El tema será de libre elección por parte de los autores. 2. Los relatos tendrán una extensión de dos hojas DIN-A4 mecanografiados a doble espacio por una sola cara. Se enviarán original y cuatro copias (en total, cinco ejemplares del cuento). Deberán presentarse escritos en letra Times New Roman, del tamaño 12. 3. El plazo de recepción de los originales finaliza a las 15:00 horas del 31 de marzo de 2009. Finalizado dicho plazo sólo se admitirán aquellas obras que justifiquen, mediante el matasellos de correos, que han sido remitidas con anterioridad a la finalización del plazo. Cualquier gasto derivado del envío de las obras será por cuenta del concursante. 4. Los originales se remitirán por correo ordinario al I.E.S. Ventura Morón, Pza. Joaquín Ibáñez, 3, (11203) Algeciras, Cádiz (España), debiendo figurar en el sobre la indicación “Para el Certamen Literario”. Dentro del sobre se introducirán el relato, en cuya primera página deberán figurar el seudónimo del autor/a y el título de la obra, y otro sobre cerrado en cuyo interior se introducirán los datos (nombre, apellidos, D.N.I., domicilio, correo electrónico y teléfono) del autor/a. En el exterior de este sobre se harán constar el seudónimo y el título del relato. Además, los relatos se deben enviar previamente por correo electrónico (iesventuramoron@yahoo.es). El correo debe contener dos archivos adjuntos en formato Word 2000 o anterior. Uno, cuyo nombre será el título del relato, que contendrá el texto del relato. Y otro, llamado “plica”, que contendrá los datos (nombre, apellidos, D.N.I., domicilio, correo electrónico y teléfono) del autor/a. En el “asunto” se especificará la palabra “concurso” 5. Las obras del Premio “Revista Digital I.E.S. Ventura Morón” se irán publicando por orden de llegada al correo electrónico en la revista (http://www.juntadeandalucia.es/averroes/iesventuramoron). La llegada de los relatos por correo ordinario será la confirmación de la participación en el Certamen y en ese momento se publicarán en la revista. 6. La Revista Digital del I.E.S. Ventura Morón designará un comité de lectura previo y cualificado para la selección del relato ganador. 7. El jurado, que emitirá un fallo inapelable sobre la narración seleccionada, otorgará un premio por una cuantía de 1.000 euros. Además, el I.E.S. Ventura Morón considerará la posibilidad de editar, en la fecha y forma que considere oportuno, un libro que incluirá el relato ganador además de los relatos que el jurado considere que tienen la suficiente calidad. 8. El Premio no podrá ser dividido ni declarado desierto. 9. Se enviará acuse de recibo electrónico a todos los participantes. 10. El autor/a del relato ganador está obligado a asistir a los actos de fin de curso para recoger el premio, salvo que concurra una circunstancia totalmente justificable. Los gastos producidos por el desplazamiento serán cubiertos por el autor. 11. La participación en el concurso implica la aceptación de estas bases. 12. Patrocinan el Certamen: I.E.S. Ventura Morón, Fundación Municipal de Cultura José Luis Cano y Publicatuslibros.com. 13. Podrán consultar todo lo referente al certamen en la web: http://www.juntadeandalucia.es/averroes/iesventuramoron/certamen.htm Mayor información: Web: www.juntadeandalucia.es/averroes/iesventuramoron/bases.htm • E-mail: iesventuramoron@yahoo.es

Convocatorias


VII Concurso de Cuentos Infantiles sin Fronteras

“XXVIII Jornadas Infantiles de Otxarkoaga”

Cierra 10 de febrero de 2009 Con ocasión de la celebración de las XXVIII Jornadas Infantiles de Otxarkoaga, que se celebrarán los días 28 y 29 de marzo de 2009, el colectivo Txirula Kultur Taldea organiza este concurso de cuentos sin fronteras con el objetivo de promocionar la creación literaria en torno al cuento infantil. Bases del concurso: 1. Participantes: chicos y chicas de cero a cien años. 2. Idioma: euskera o castellano. 3. Extensión del cuento: mínimo de una página, máximo de cinco. 4. Cada persona podrá presentar un máximo de dos cuentos originales y no publicados anteriormente. 5. Temario: libre, pero el jurado valorará especialmente aquellos cuentos dirigidos a la infancia y que tengan relación con valores como la paz, la tolerancia, la igualdad de género, los derechos humanos y el cuidado de la naturaleza. 6. Forma de presentación: en formato de papel, con letra clara o a ordenador. También se pueden enviar por e-mail. 7. Lugar de presentación: Centro Cívico de Otxarkoaga, Avenida Pau Casals, 19, 48004 Bilbao. E-mail: txirulakulturtaldea@gmail.com. 8. Fecha límite de presentación: 10 de febrero de 2009. 9. Deberán adjuntarse nombre, apellidos, dirección, edad, y un número de teléfono o correo electrónico. 10. Los cuentos presentados serán expuestos en el transcurso de las XXVIII Jornadas Infantiles de Otxarkoaga, en el “Rincón de los cuentos”. 11. Los cuentos seleccionados serán leídos durante las XXVIII Jornadas Infantiles de Otxarkoaga el día 29 de marzo, a las 11,15 de la mañana en la plaza de Ugarte. 12. Los cuentos seleccionados serán publicados en un libro de pequeño formato y tirada limitada. La presentación al concurso significa la autorización para publicar los cuentos en la citada edición a cambio de quince ejemplares que serán entregados a las personas seleccionadas. Se ruega a estas personas que si publican de nuevo los cuentos en cualquier formato citen el concurso. 13. Tanto los cuentos seleccionados como los que no lo han sido siguen perteneciendo a quienes los han escrito. 14. Se podrán incluir en la publicación aquellos dibujos que se adjunten y que la organización considere complementarios al texto. Es conveniente que los dibujos originales se presenten en blanco y negro.

Mayor información: txirulakulturtaldea@gmail.com

Thursday, December 04, 2008

Juan Manz Alaniz: LA SOMBRA DEL DOLOR






































LA SOMBRA DEL DOLOR


Vuelas, porque a tus pies
les sobran pájaros
Elia Casillas

Sola, sin tu sombra, de Elia Casillas, es un sobrado homenaje a la pintora surrealista Frida Kahlo, en ocasión del centenario de su nacimiento. En este su más reciente poemario, la autora se sienta ante su caballete lírico para, en su primer poema, en voz de su persona tercera, con rápidos trazos, bosquejar a su heroína, antes de empezar a tutearse con ella, de verso a lienzo, que gritan, su silencio.

Elia, al seguir la sombra que proyecta la soledad, dice que Frida cultiva un centenario triste en los ojos, en uno de los primeros versos del poema referido antes, y a través de todo el trayecto de su monólogo interior, va recreando en el dolor de su Frida, su propio dolor acumulado, cito: Frida/ en armazón de muerte amamos tus costillas / porque somos barro encendido que vuela malquerido / como tú…

Frida ¿cuántas veces te has asesinado? Con esa pregunta a la mitad del poemario de la Poeta Elia Casillas, nos lleva de la mano junto a la voz poética a la más inalcanzable de la naturaleza humana: al reconocimiento del ser mismo; y de ese modo, cuestionarnos no solamente la procedencia de la razón del canto por la musa, sino el culto inagotable de la Frida de Diego, la histórica, la artista, convertida en mito, la invocada. Ahora, la pasión con que esos dos seres humanos encarnizaron su vivencia, es parte de la entonación del hablante poético.

Frida queda desnuda en cada verso del libro, y retomando igualmente el titulo del poemario, se trata de una Frida, completamente desprotegida, abandonada a su sombra; ella misma, aparecida, donde solamente la palabra, a través del verso, nos acerca a la silueta de Frida, alfilerada también en el lienzo del poeta.

Se trata de una nostalgia desolada más allá de sus áridos recuerdos, un atributo dantesco: viaje al infierno mismo de lo cotidiano, al inframundo de la rutina misma. Frida sola, sin tu sombra, es la necesidad del poeta en la permanencia después de la vida, que a través del recorrido de los versos, como una caricia en la silueta de una mujer, el verso se enfrenta contra la muerte, en una batalla de imágenes y claroscuros, donde el cuerpo y espíritu quebrantado de la Frida de Diego, se ha consumido en la musa desmesurada, inmutable a la memoria, y reconstruida por el tiempo.

Este traslado de pausas sigilosas con que cada verso descansa en las páginas, dan al poemario el ritmo de un réquiem, un culto a la medida de la Frida celebrada, la mujer en sus múltiples fracturas, el ser humano escindido por lo que predica y calla, la madre fallida y fantasma de si misma que se retrata en el espejo de su visión innumerable.

Por último, quiero citar un verso que Elia dice en las postrimerías del poema: ¿quién te esculpe y te revive?... aunque tal parece que se trata solamente de una pregunta retórica, el poema mismo, de la autora navojoense, es la decantación viva de la Frida llamada, la reflexión propia del canto mismo. La autora ha respondido desde la primera página a ese enigma, es Frida más viva que nunca, y por ello, es tan necesaria para la entonación de este esculpido a la palabra.
Juan Manz

Monday, December 01, 2008

Perla Ortíz Murray, Sola, sin tu sombra.

De Frida Kahlo se han dicho muchas cosas: que si pertenecía a tal o cual corriente, que si sólo era la esposa del gran Diego o la mujer de vida ligera, que si sus accidentes y su gran sufrimiento… en fin, todo da lo mismo, pues solo importa Frida mujer, envuelta en Frida artista, aquella Frida creadora a la que alguna vez –en 1938- el gran André Bretón calificó de surrealista en un ensayo escrito para la presentación de una exposición suya en la galería Julien Levy de Nueva York, calificación borrada de un plumazo –y no de una pincelada- por ella misma cuando años más tarde declaró: "Creían que yo era surrealista, pero no lo era. Nunca pinté mis sueños. Pinté mi propia realidad".
Este año, en la voz de Elia Casillas, el eco de Frida resuena fuerte: Elia es ya una poeta consumada, madura en su expresión, que se da el lujo de jugar con las palabras a su antojo. Lejos han quedado los pasos andados de “Ante el Cristo repujado que me ve” su primer poemario, ventana desde la cual su expresión se asomó al mundo. Es así que Frida aprovecha esta voz como la suya retadora, levantisca, algo salvaje y juguetona para hacerse oír de nuevo:
“Vulnerable sombra retinta
predice tu naufragio
en la falda,
y pisa desde otro extremo
alegría de los tobillos
Prófuga en jardín de espinas
amarras alfileres en la piel craquelada
y descubres el arco iris de metal
que te acosa.
Para quienes como yo hemos seguido la trayectoria de Elia, este poderío en su lírica no resulta sorprendente y aquí la ternura de “Bebañia” otra de sus obras, escrita en mil novecientos noventa y ocho, avala mis palabras:
“¿Cuántos Sahuaros estarán de ti enamorados?
Ah... Bebañia, para qué te sirve el mundo
si el universo natural
está en la paciencia de tus manos
Abrazas secretos
en el barro de una esfera
donde sólo viven tú
y el silencio”.

Así, “Sola, sin tu sombra” resulta un poema fuerte, de grito ahogado, que por ahogado es el del llanto en obscuridad y también el del fulgor tenue de una tarde a punto de extinguirse.

“Hay un dolor que te define y niega
moldeas el universo con tres ojos
y las manos se lo comen.
En el vestido crece una noche
y dos estrellas
pero tú giras s o l a
sola, sola.

La tinta no corre en vano para Frida: “Sola, sin tu sombra” es –en momentos como este- el aval de su existencia, de su vida de sobresaltos y de principios afrontados hasta el fin; es el aval también, para todas las mujeres Fridas-Elias rompedoras de banderas, de encasillamientos –y líbreme Dios de decirlo por lo de Casillas- y de falsos juegos sociales en los que la libertad se vuelve una condena.
Es en esta vorágine de los actuales tiempos, cuando las voces de una Casillas desencasillada y de una desbocada Frida, se unen para pintar en palabras un nuevo autorretrato:




“Frida
más viva que nunca
En armazón de muerte
amamos tus costillas
porque somos barro encendido que vuela
vuela y
vuela mal querido
como tú
para no perderse en turbina cotidiana
para curar la fe que amenizan tus manos
quedas en retina del tiempo
buscándote tú misma”.

Frida, mujer sin sombra, pintora del sufrimiento y de la luz, te ha pintado Elia, mujer de sombras, poeta de la iluminación y de la muerte.











Perla Julieta Ortiz Murray.
Navojoa, Sonora; 24 de noviembre de 2008.







.